Finca agroforestal de Comunión NAVI

0
41
 

La producción de alimentos, la generación de energía, el abasto de agua, la construcción y reconstrucción de viviendas, la búsqueda de alternativas para aumentar la exportación y disminuir las importaciones, el mejoramiento y preservación de condiciones ambientales y la adaptación a la variabilidad y cambio climático, entre otros, se encuentran entre los mayores desafíos del contexto cubano actual. Los mismos tienen su expresión más concreta en la escala local, pero también parte decisiva de las soluciones.

El proyecto de la Finca Agroforestal de Comunión NAVI, en la localidad Tabor del municipio Esmeralda, provincia Camagüey, se basa en técnicas que son utilizadas en regiones de diversas condiciones ecológicas, económicas y sociales, en regiones con suelos fértiles los sistemas agroforestales pueden ser muy productivos y sostenibles. Los productos de la Finca NAVI están destinados al polo turístico de la Cayería Norte, a la exportación y a las entidades del territorio, ayudando al autoabastecimiento territorial. Con la finca se desarrollará la capacidad de respuesta a las demandas del potencial desarrollo en esa zona, permitiendo disminuir la dependencia de otros mercados nacionales e internacionales, obtener entrada de divisa al municipio por la exportación de frutas de calidad, incrementar los ingresos monetarios de la entidad ejecutora y del territorio, así como lograr un crecimiento de las posibilidades de empleo, poniendo énfasis en la mujer.

En menos de dos años de existencia en la tierra dada en usufructo por el gobierno del municipio, la Finca NAVI ha producido maní, melón, maíz, calabaza, yuca, pepino. Después de transformar un campo de marabú en tierra cultivable, Iván empezó el trabajo junto con 4 de sus hermanos y otros 5 hombres, 1 caballo y el alquiler de 7 yuntas de bueyes para preparar la tierra e iniciar la siembra de maní, yuca, maíz, calabaza, melón. Con el resultado de la primera cosecha, volvió a preparar la tierra para las siguientes siembras y ya logra dar empleo temporal a más de 12 trabajadores del campo que se encuentran desempleados. Una parte de la cosecha de melón ha sido destinada al hospital municipal para jugos y meriendas a los pacientes y el personal, ya que el hospital no contaba con recursos. En esta área, actualmente se ha sembrado plátano (2 especies), boniato, maní, melón, maíz, calabaza, yuca, pepino, frutabomba. El gobierno local le ha otorgado a Iván otra parcela de tierras (12 ha) al lado de la que tiene, en la cual ya ha trabajado en su limpieza de marabú y malezas. Además, hizo un pozo de 25m de profundidad. En marzo, logró establecer un contrato con la Empresa Estatal de Maquinaria, perteneciente a la Empresa Pecuaria del municipio de Esmeralda, para realizar con un contrato legal toda la preparación de la tierra (18 ha) para la 2da etapa del proyecto. La tierra ha sido preparada, y en abril empezó la siembra de 12 ha de plátano, melón, maní, yuca y frutales.

La incidencia o alcance social de este proyecto contribuirá a la producción de alimentos en una localidad donde hay un déficit agroalimentario. De sus utilidades se donará al Fondo de Reciprocidad del Movimiento de los Focolares y la EdC de Cuba, para colaborar en el surgimiento de otras iniciativas de EdC.

También la facultad de Agronomía de la Universidad Provincial se ha interesado por el proyecto y ha enviado ingenieros agrónomos para elaborar un Proyecto de Desarrollo Local.

La experiencia del nacimiento de la Finca NAVI es narrada por el propio Iván.

“Me llamo Luis Iván Morgado Peña. Nací el 23 de septiembre de 1969 en Tabor, un pequeño pueblo perteneciente al municipio Esmeralda, provincia de Camagüey.

Soy Profesor y ejerzo mi profesión en mi aula particular anexa a mi vivienda, impartiendo clases de inglés. Soy casado ante la ley de Dios y tengo 2 hijos. Nací en el seno de una familia campesina. Somos 7 hermanos (5 hombres y 2 mujeres). Todos vivimos en la misma comunidad.

Inicié en la EdC con un pequeño proyecto para la producción de hortalizas de apenas 0,5 ha y, a partir del apoyo financiero que he recibido de Laszlo (Stichting Hongarije) a través del equipo coordinador de la EdC, hasta la membresía de este Movimiento, pude ampliar mi proyecto a 2 caballerías (24 ha). Esta extensión del terreno me ha sido asignada en usufructo por las autoridades del gobierno del municipio, gracias a las buenas relaciones que he construido durante mi trabajo estatal, la confianza en mi persona y el resultado del trabajo realizado. Inicialmente me otorgaron 5 ha, luego una caballería entera (12 ha), hasta llegar a las 2 caballerías (24 ha). Además, me han permitido utilizar un pozo de agua en desuso construido por los militares.

El proyecto tiene varios subprogramas: casa de cultivo protegido, jardín de flores y cultivos varios (frijoles, arroz, maíz, maní, melón, yuca, plátano burro y plátano macho), incluyendo frutales como coco, mango, aguacate y guayaba. Del total de la tierra, hoy tengo en explotación 12 ha y ya se ha obtenido producciones de melón, maíz, maní, yuca, pepino y calabaza. El resto del área estoy preparando para la materialización de la segunda etapa pactada.

A continuación, una breve reseña del trabajo realizado.

El área solicitada para nuestro proyecto estaba infectada de marabú y de malezas. El acceso a dicho lugar era muy difícil. Empezamos el trabajo de desmonte, limpieza, preparación de la tierra. Conseguimos resolver alambre liso para construir la cerca eléctrica con un guasán (batería). En la primera parte del terrero instalamos 1 hilo a 1m de altura para animales de grande porte (vacas, caballos, etc.) y 2 hilos a 30 y 50cm para animales pequeños (chivos y ovejas); nos dedicamos a la siembra, así como todas las atenciones culturales a los diferentes cultivos hasta la cosecha final. Se recogieron 88 latas (280Kg) de maní; 40 quintales (1,8 Ton) de melón fueron entregados a la empresa estatal de acopio y, además, se logró vender en la playa (52 km de distancia) media carreta de melón. El sembradío de maíz fue atacado por una plaga, pero se logró detener y salvar una buena parte de la producción. Lo cosechado se dejó como reserva para la cría de gallinas y de conejos. El dinero recabado fue invertido en la construcción de una casita para guardar herramientas y materiales.

Después, toda el área donde se cosecharon esos cultivos enseguida fue preparada y lista para sembrarla de frijol y tomate.

Actualmente estoy trabajando en la materialización de la segunda etapa de mi proyecto agroforestal de comunión como lo habíamos pactado.

Esta etapa será la más difícil porque abarca varios subprogramas: casa de cultivo, jardín de flores, cultivo de aguacate, mango y guayaba. Se destinará 14 ha para este fin.

Empecé con la preparación del área para la segunda etapa. Ya se realiza la roturación de las 14 ha.

La etapa sucesiva es construir una casa de vivienda para la mejora de las condiciones de vida en la finca, construir un quiosco como puesto de venta de jugos naturales de frutas a los transeúntes del llamado Circuito Norte, carretera que une la provincia de Ciego de Ávila y sus Cayos con Camagüey y su cayería. También soñamos adquirir un tractor que facilite el laboreo en la finca y la comercialización de las producciones propias y de otros campesinos de la zona.

Estoy convencido que en unión familiar y bajo la bendición de Dios lograremos este gran objetivo.

Por último quisiera expresar mi gratitud a todas aquellas personas que han contribuido con mi proyecto agroforestal. A la coordinación de la EdC en Cuba, cuyos miembros han estado a mi lado, acompañándome y asesorándome en cada desafío y obstáculo presentado. Mi gratitud también a todas aquellas personas e instituciones que de manera voluntaria desde otros países me han apoyado.

A todos gracias hermanos y que nuestra Virgen nos proteja con su manto para lograr una verdadera EdC y, junto a ello, el crecimiento humano bajo la bendición de Dios”.

Por Iván Morgado-Cuba

Artículo anteriorPráctica ecológica en familia
Artículo siguiente¿Qué debe madurar en la democracia de hoy?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí